¿Existen las pastillas musicales?

pastillas-musicales-la-musica-es-la-llave-veronica-donofrioDurante muchos años se ha debatido sobre la capacidad de los sonidos musicales de crear sensaciones y sentimientos. La idea de que la música pueda hacernos sentir una emoción particular ha despertado el interés de múltiples científicos que han investigado este fenómeno.

¿Existe la posibilidad de recetar una pieza musical o un tipo de género musical para cierto tipo de patología?

El se humano vive inmerso en la cultura y muchas veces es muy difícil para los investigadores determinar si algunas capacidades o inclinaciones son productos de la cultura o son algo que se determina de forma innata. Para tratar de reducir lo más posible el efecto de la cultura sobre el sujeto de investigación muchos investigadores , actualmente, se han inclinado a estudiar el cerebro del recién nacido y la capacidad de este de procesar la música.

Investigadoras de la facultad de medicina de Carolina del Norte (EEUU) utilizan imágenes por resonancia magnética para medir la actividad cerebral en recién nacidos de entre 1 y 3 días. Esta investigación trata de determinar si la música occidental tonal ( el tipo de música que escuchamos a diario) y la música disonante ( esa que suena como de miedo) es procesada por el recién nacido de la misma forma o se puede determinar alguna diferencia.

De esta manera estas investigadoras exponen a estos pequeños a fragmentos originales y alterados (en tonalidad y disonancia)  de música occidental tonal.

Los resultados demuestran que el cerebro del infante muestra una especialización hemisférica en el procesamiento de la música en las primeras horas de nacimiento. Los resultados también indican que la arquitectura neural específica para el tipo de procesamiento y es diferente según la tonalidad, la consonancia  disonancia de la música que está percibiendo.

A partir de este estudio podemos decir que nuestra percepción cerebral puede determinar elementos placenteros o displacen-teros en relación a la música aún cuando recién llegamos al mundo.

Otro estudio realizado en colaboración entre la universidad de Harvard y la universidad de las Vegas, Nevada, nos explica que los infantes eligen la música de su propia cultura por sobre otra diferente.

Los investigadores determinan que los infantes escogen tanto estructuras musicales de su propia cultura como rostros y voces familiares. La música es una actividad humana universal que contiene estructuras que varían a lo largo y ancho de los territorios, de esta manera la música occidental se presenta como regular, la música de países como Bulgaria, macedonia o Turquía puede presentarse  con una estructura tanto regular como irregular.

Este estudio  fue realizado con bebés de entre 4 y 8 meses provenientes de Turquía y Estados Unidos y los resultados comprobaron que los bebés prefirieren la música que representa su trasfondo cultural.

Tomando entonces las palabras del Dr. Schapira (2002) podemos decir que la música no es un lenguaje universal. Lo universal es la existencia de la música.

Si bien podemos pensar que existen elementos comunes estructuras musicales primitivas que pueden trascender las fronteras culturales, los productos más complejos a los que hoy llamamos música se desarrollan en múltiples “lenguajes musicales”.

SI bien entre la music de oriente y occidente podemos encontrar el ejemplo más extremo podemos decir que en la misma frontera socio-política, en la misma ciudad, pueden coexistir diferentes poblaciones o culturas musicales, porque  la música es portadora de características particulares que se determina a partir de fronteras culturales.

Basados en los estudios recientes podemos pensar que NO podemos recetar o recomendar un tipo de música especifico para una PATOLOGÍA particular, pero SI podemos sugerir un tipo de música para una PERSONA que padece una PATOLOGÍA particular.

Los musicoterapeutas cuentan con múltiples herramientas de diagnostico y evaluación que pueden guiar la elección de la música más adecuada para esa persona y su situación actual.

La individualidad, la historia personal, el trasfondo cultural y las condiciones biomédicas de cada persona son esenciales para determinar qué tipo de música podría favorecerla e influenciarla positivamente.

Autora: Veronica Donofrio

Fuentes:

Perani, D., Saccuman, M. C., Scifo, P., Spada, D., Andreolli, G., Rovelli, R., … & Koelsch, S. (2010). Functional specializations for music processing in the human newborn brain. Proceedings of the National Academy of Sciences, 107(10), 4758-4763.

Schapira, D. (2002). Musicoterapia: facetas de lo inefable. Enelivros.

Solely, G., & Hannon, E. E. (2010). Infants prefer the musical meter of their own culture: a cross-cultural comparison. Developmental psychology, 46(1), 286.

Winkler, I., Háden, G. P., Ladinig, O., Sziller, I., & Honing, H. (2009). Newborn infants detect the beat in music. Proceedings of the National Academy of Sciences, 106(7), 2468-2471.